domingo, 27 de febrero de 2011

Control de Crucero: 110 Km/h


Durante los últimos meses se ha propagado bastante un movimiento político-social-internauta-como-queramos-llamarlo, que, siendo elogiable, empieza a desvariar por tomarse al pie de la letra, o más bien, al pie de la tinta. Hablo del movimiento "No les votes".


Este movimiento pretende sacar a los españoles de la hipnosis en la que llevamos inmersos las últimas dos décadas, en las que parece que este país ha sido gobernado por los mismos partidos, las mismas personas, las mismas ideas, y, según muchos, los mismos corruptos.

Hasta aquí todo bien, nunca he sido partidario del bipartidismo, como tampoco lo he sido del sistema de asignación de escaños en el Congreso de los Diputados de España (eso da para otro post), pero de todo lo que no soy partidario, la demagogia se lleva la palma.

Y de aquí surge el por qué me he puesto yo a estas horas a escribir sobre política.

A mis manos (o a mi twitter) ha llegado un blogpost (link) sobre la última impopular medida del Gobierno para paliar los efectos de la crisis: la reducción de la velocidad máxima en autopistas de 120 a 110 Km/h. Para entrar en contexto, podéis ver información de dicha medida aquí, aquí, aquí y aquí. (Así tenéis variedad de puntos de vista).

El susodicho post dice hacer un "Análisis de la 'limitación 110' del Gobierno", pero a mi parecer acaba haciendo más bien un "análicis". Y para verlo mejor, voy a ir punto por punto:

"Primero y ante todo, ahora el gobierno pretende decidir el ahorro por nosotros. Libertad, por dios. Si queremos ahorrar ya lo decidiremos nosotros, pero que no nos obliguen a ello. Entre otras cosas, porque el tiempo también es dinero, y si queremos hacer un viaje de 500km tal vez nos compense ir a 120km/h y no a 110km/h. Igualmente, ¿Dónde quedó la libertad? ¿Quién se cree el Gobierno para decidir nuestro ahorro por nosotros?

- El Gobierno cifra en 6.000 millones la factura energética que tendrá para nuestras cuentas el conflicto de Libia (fuente). Sin embargo, hace apenas unos días nos encontramos con esta noticia: "No hay falta de petróleo por la crisis de Libia", en la que se afirma que, aunque el 13% del petróleo que se consume en España proviene de Libia, no hay problema alguno de suministro, ya que puede ser suplido perfectamente por otros países. Sin embargo, aunque el suministro o abastecimiento no sea un problema, los conflictos en Libia hacen que, sospechosamente, la subida del precio del barril se incremente."

Comento estás dos partes juntas, porque tienen mucho que ver una con la otra.
En primer lugar, una cosa es que no haya problema alguno de suministro (en ese caso si que estaríamos bien jodidos), y otra muy distinta es que los precios no vayan a subir, citando texto de la noticia enlazada por el propio autor del post:

"Ian Taylor, máximo responsable de Vitol, la mayor empresa de comercio de petróleo del mundo, aseguró ayer: "Hay una enorme e inesperada incertidumbre y se espera que esto mantenga al alza los precios". Hay analistas que ya esperan que se supere el máximo de 147 dólares de julio de 2008."

Que suban el precio del petróleo es algo a tener en cuenta dada la gran dependencia de crudo por parte de España. "En 2010 España importó petróleo por 25.512 millones, 10.300 millones más que el año anterior (un aumento del 40%, antes incluso de la crisis Libia)." (fuente)
Pero, ¿a qué se refiere el Gobierno con ahorrar? ¿por qué el Gobierno quiere 'obligarnos a ahorrar'? ¿es un cuento chino? Resulta que hay un impacto muy grande como resultado de importar 25.512 millones de euros de cualquiera sea la materia prima, y es que son miles de millones de los bolsillos españoles que no se destinan a productos o servicios de España, hace que los números rojos de lo que se llama 'balanza comercial' sean aún más sangrientos, y hace un flaco favor a eso que está de moda denominar como 'La Crisis'.

El Gobierno, aplicando esta medida de ahorro, lo que consigue, en resumen, es que se escape menos dinero fuera, y que, en cambio, se quede a buen recaudo en nuestro país, cosa que por cierto es bastante necesaria tal y como están las cosas.

"- El ahorro real: A pesar de que el gobierno afirma que el ahorro será de un 15%, observamos que el ahorro real podría ser únicamente de un 4,6%(fuente), y según la fuente, si obviamos los impuestos podría tratarse de una medida que, incluso, acabaría perjudicando al bolsillo del conductor en lugar de hacerle ahorrar."

Lo que no dice aquí el autor, es que esa llamada "fuente" comenta que el ahorro real podría ser del 9%, gracias a que la medida va acompañada de una campaña para favorecer el transporte público. Este porcentaje es considerable, dado que hablamos de aproximaciones, no se aleja del 15-11% que comenta el Gobierno. Mejor no comento sobre el "acabaría perjudicando al bolsillo del conductor", frase basada en la pérdida de tiempo por ir a menor velocidad.

(Sea dicho de paso, ese 4.6% de ahorro base sin contar el fomento del transporte público parece bastante coherente con lo que dice la Agencia Internacional de la Energía (link))

"- Pero paradójicamente con el punto anterior (según el Gobierno el miedo es al precio del combustible) encontramos que un 50% del precio del combustible viene de impuestos. Además, el precio sin impuestos en nuestro país está por encima de la media Europea (0,647€) (fuente). Y añadiendo más puntos a la paradoja, el coste de esta medida supondrá un mínimo de 250.000 euros, dinero que vienen también de nuestros impuestos (ver punto siguiente).

- El coste de esta medida supondrá un mínimo de 250.000€ en pegatinas con la nueva limitación para las señales (fuente). Según los informativos de Antena 3 (21:00, 25/02/11) este coste podría suponer, sumando el de las Comunidades Autónomas, alrededor de 312.000€ o incluso más. Además de esto, nos encontraríamos con la necesidad de una reforma de Seguridad Vial y Leyes que por supuesto, también supondrían un gasto."

El Gobierno estima el ahorro por la medida en 1440 millones de euros al año, aunque nos fuésemos a la estimación pesimista (y algo falseada) del 4.6%, estaríamos hablando de, tirando por lo bajo, 400 millones de euros de ahorro, o 1600 veces el gasto en señales.

"- El límite de velocidad de 120km/h lleva en vigor en España desde 1973(fuente). A pesar de que en la mayoría de países europeos el límite sea de 130km/h y de los evidentes progresos automovilísticos y de infraestructuras viales, seguimos con el mismo límite de hace casi 40 años."

Como bien dice el blogpost al que enlazaba el autor con anterioridad, ni las carreteras españolas están pensadas para ir a 130 Km/h, ni el aumento de consumo en función de la velocidad es lineal.

Sobre lo que comenta el autor del blogpost sobre los posibles motivos ocultos de la implantación de los 110 Km/h en autopistas, me parece un tanto cómico que "teorice" sobre que se trata de beneficiar al sector ferroviario, cuando, en efecto, es una de las cosas que se pretende hacer, y que el Gobierno no ha tratado de ocultar (link). De hecho, en mi opinión es algo positivo.

Como conclusión de todo esto no solo diré que me parece una decisión acertada reducir el límite de velocidad de forma temporal, sino que creo que, junto con otras medidas, debería tener carácter permanente para poco a poco reducir la gran dependencia externa del petróleo, que tiene un fuerte impacto sobre nuestra economía y, más importante, sobre el medioambiente.

Espero que esto sirva para evitar que el "No les votes" acabe llevando al cinismo y a la demagogia. No todo lo que hace el Gobierno es malvado e incoherente. No todo es blanco o negro. Es igualmente peligroso hacer y decir lo opuesto de nuestro oponente con los ojos vendados.

3 comentarios:

Balear on 27 de febrero de 2011, 2:53 dijo...

NoLesVotes no es una asociación, un partido político ni un grupo liderado. NoLesVotes es una idea, una llamada al ejercicio del voto responsable. Por lo tanto, no hay ninguna o casi ninguna postura "oficial" de NoLesVotes más allá de la premisa de su nombre, por lo que un blog (incluso aunque lleve el nombre de la Idea) que hace demagogia sobre un tema en el que además está equivocado, no convierte esa demagogia u opinión en la opinión de NoLesVotes. Quédate con la idea, piensala, máscala y si te convences de su razón, actúa. El resto es humo y paja.
Movimiento NoLesVotes / Activista Anonymous

KaP on 27 de febrero de 2011, 3:00 dijo...

Creo que no has entendido la esencia de mi post, conozco el movimiento "No les votes", se que es una idea, y en ningún momento he dicho que ese post fuese representante universal del movimiento. Lo que expongo es que está empezando a tener efectos colaterales de este tipo.

No me hace falta el NoLesVotes, desde que tengo uso de voto he votado con mi propio criterio, que ha podido o no coincidir con el de los grandes partidos ;)

ilnuska on 27 de febrero de 2011, 13:07 dijo...

Yo no comento de momento... voy a hacer números con la antigua velocidad y la nueva. Ya contaré resultados, pero mi bet es que voy a gastar más por ir pendiente de que no se embale el coche

Publicar un comentario